Los trucos de la fritura perfecta

Los trucos de la fritura perfecta

Los trucos de la fritura perfectaYa sabemos que abusar de los fritos no es saludable y que es mucho mejor cocinar a la plancha o hervir. Pero, ¿a quién lo le gusta comerse unas buenas croquetas, un filete empanado o una ración de pescado frito alguna vez? En este artículo enumeramos algunos trucos de la fritura perfecta, consejos para que tus platos fritos sean lo más saludable posible, además de sabrosos. ¡Empezamos!


El Aceite para freír, la base principal

Aunque estamos acostumbrados a ver cómo -tanto para uso doméstico como en hostelería- se fríen alimentos en aceites más económicos como el de girasol, la realidad es que estos no son muy recomendables porque las altas temperaturas que se alcanzan con las frituras los degradan y los hacen liberar elementos que pueden resultar nocivos para la salud.

NO debemos freír nuestros alimentos en:

  • Aceite de Girasol
  • Aceite de Colza
  • Aceite de maíz
  • Soja

El aceite más adecuado es el aceite de oliva en cualquiera de sus variedades, auqnue por sus propiedades el más aconsejable es el virgen extra, pues tarda más en degradarse y, además, es antioxidante. Pero la principal razón es que el aceite de oliva soporta el calor mejor que los demás -es capaz de alcanzar hasta 180 º- lo que hace que el alimento se fría en el menos tiempo posible y no se empape tanto de grasa.


La temperatura óptima

Es importante no ser impacientes si vamos a cocinar  frituras. Debemos saber esperar a que el aceite haya alcanzado la temperatura perfecta para no pasarnos, ni quedarnos cortos, por ejemplo:

  • Si los alimentos que vamos a freír son de gran tamaño como filetes o trozos grandes de pescado, la temperatura debe oscilar entre los 120 y los 140º.
  • Si se trata de alimentos precocinados o congelados debemos subirla un poco más, a unos 150º, para lograr que se forme la costra exterior pero evitar que se quemen quedando frío por dentro.
  • El resto de alimentos se debe freír a 180º aunque existen excepciones como las pataras, que requieren dos tipos de cocción, una para cocinar el alimento a unos 120º y una última de 1 minuto para dorarlas a 180º .

Otros consejos

Aún nos quedan por conocer algunos tips para que nuestras frituras tengan la máxima calidad, por ejemplo:

  • Es importante recordar que si nos hemos descuidado y vemos que sale humo de la sartén, es mejor tirar el aceite y volver a freír, ya que el humo es señal de que se han producido sustancias tóxicas cancerígenas.
  • Cuanto menos reutilicemos el aceite, mejor.
  • No debemos mezclar aceites, ya que cada uno cuenta con unas características diferentes.
  • El aceite y el agua se llevan tan mal que puede llegar a ser peligroso para el cocinero, cuando enjuaguemos el producto, y antes de freírlo, debemos pasarlo por papel secante. Cuando lo saquemos de la freidora también es interesante dejarlo descansar en este papel para que suelte todo el aceite posible.

Ahora solo nos queda pensar qué plato frito vamos a cocinar para poner en práctica todos estos consejos, ¡aquí van algunas sugerencias!

Aros de cebolla fritos

Boquerones en adobo fritos

Boniato frito (Sweet potato fries)

Fritos de jamón y queso

 

 

 

Descarga nuestra app gratuita


¿Te ha gustado? Síguenos en Facebook y consigue las mejores recetas!